Santorini: 7 maneras de disfrutarla

Santorini: 7 maneras de disfrutarla


Santorini siempre asomó en mi lista de sueños viajeros, como uno de esos destinos imposibles. Siempre pensé que estaba demasiado lejos, que era demasiado caro, que era muy difícil llegar, pero armando el eurotrip decidí que sería la guinda de la torta de este recorrido y bueno, hasta ahí llegaron mis prejuicios. Los vuelos low cost hacen que puedas llegar a Grecia a precios irrisorios, el alojamiento y la comida son realmente accesibles comparado con otros países europeos y hay opciones definitivamente para todos los bolsillos.

Cumplí mi sueño viajero y aquí les cuento 7 formas de disfrutar esta isla para aprovecharla de la mejor manera.

1) Ver el atardecer en Oia: Seguro han leído muchas veces sobre los míticos atardeceres en Santorini, dicen que es uno de los mejores lugares del mundo para verlo y no puedo estar más de acuerdo. Si bien pueden observarlo desde el centro de la isla en Thira, la ubicación ideal y la infinitamente retratada en revistas es en Oia, por su ubicación al oeste de la isla. Thira y Oia se separan entre sí por 10 kilómetros que a mi entender, no debían ser más de media hora en microbus. Bueno les cuento que me equivoqué, el camino va bordeando la isla y el acantilado en múltiples curvas complejas, que hacen que el camino sea más lento. El resultado: vi el atardecer arriba del micro, al bajar en Oia el sol ya se había puesto. Les recomiendo mucho llegar temprano para encontrar una buena ubicación y no perderse este momento. Oia además es muy bonito, vale la pena llegar antes.

La cantidad de turistas y lugareños que se aproximan a este lugar a disfrutar de la puesta de sol es altísima, esto lo comprobé días más tarde al tomar el barco a Nea Kameni, el cráter del volcán, desde donde ven el atardecer en el mar. Era posible ver desde lejos los miles de flashes desde Oia. Sin duda el atardecer es un espectáculo imperdible (y gratis, qué mejor).

Atardecer en Oia desde arriba y desde el mar – Santorini

2) Darte un baño en el mar Egeo: Santorini cuenta con magníficas playas todas de origen volcánicas como la isla. Entre las opciones podrás conocer la playa Roja (Akrotiri), la playa negra (Perivolos) y otras que valen mucho la pena visitar (Perissa, Kamari, por nombrar algunas). Tomé bus temprano desde la estación de buses de Thira con dirección a Akrotiri , el bus te dejará cerca del aparcadero, desde donde debes caminar por un sendero que bordea la isla y no está acondicionado para coches de bebé o personas con movilidad reducida. Desde ahí llegas a la playa roja y hay unas lanchas taxi que te llevan también a la playa blanca a la que sólo puedes acceder en bote. Por el mismo valor, puedes quedarte en la última y luego tomas de nuevo y te vas devolviendo a la otra. El color del mar y la arena son increíbles. Estas son sólo algunas opciones, pero tienen para elegir entre varias y muy distintas.

playa roja – red beach – Akrotiri – Santorini

Playa blanca

Playa blanca – Santorini

3) Disfrutar la gastronomía griega: la gastronomía griega es una de mis favoritas, absolutamente mediterránea, liviana, fresca y sabrosa. No dejes de probar la Moussaka, plato tradicional que nos recuerda a la lasaña, pero donde la pasta se sustituye por berenjena. Vale mucho la pena comer un rico Souvlaki y si es en pita mejor aún. Además de tener buenísima comida es muy barata, comparada con el resto de Europa. Para beber pueden probar el tradicional Ouzo, licor bastante fuerte típico del país o refrescarse con una cerveza Alpha o Mythos y no dejen de probar el auténtico yogurt griego!

Yogurt griego y Souvlakis mas cerveza Alpha, con esa increíble vista de fondo

exquisitos pita souvlakis con Tzatziki y una tentadora Moussaka

4) No te pierdas la vida nocturna: Thira es el centro de la isla y además de concentrar muy variada oferta gastronómica, encontrarás en ella muchos bares que funcionan hasta la madrugada y donde de verdad se pasa muy bien. A mi no me quedó ninguna duda de que los griegos saben disfrutar la vida, si no me creen lo pueden ver en las siguientes imágenes. Uno de mis recomendados “Murphy´s Bar”

Murphy¨s Bar on fire

5) Toma un tour para conocer el cráter del volcán: Existen variadas opciones para tomar un tour a Nea Kameni, una pequeña isla frente a Santorini donde puedes ver el cráter del volcán en un recorrido que te permitirá además admirar una perspectiva distinta de Santorini. Los barcos son grandes y muy estables. Para abordar debes llegar por tu cuenta al puerto de Thira y para eso tienes tres opciones, bajar el acantilado a pie, en teleférico o en burro (opción que desaconsejo porque me parece del todo cruel), en este link pueden leer la anécdota de la bajada y decidir con conocimiento de causa. Además de conocer el cráter y admirar las vistas, tendrán la opción de darse un baño en el mar, en aguas cálidas producto de la actividad volcánica, una experiencia única!!  

Tour a Nea Kameni – Cráter del volcán

Ya en Nea Kameni y las vistas hacia Santorini

6) Asiste a un matrimonio griego: Siempre he sido muy estudiosa antes de partir un viaje y leyendo sobre la isla me encontré en varios lugares que hablaban de la obra de teatro de “White door Santorini”. Se trata de una obra donde pasas a ser el invitado en una boda griega. Fuí y es una experiencia que recomiendo, además de cenar comida tradicional con un buen vino griego, en el contexto de ser un comensal de este matrimonio, disfrutas estando inmerso en sus tradiciones y terminas bailando danzas griegas y quebrando platos como suelen hacer para estas fiestas. Me reí muchísimo, definitivamente lo recomiendo. En esta época del año se encuentran en ensayos y reclutando gente, pero a partir de mayo empiezan las funciones regulares. Para más información de horarios y valores esta es su página oficial.

White Door Santorini

7) Disfruta su arquitectura, es única!: si tienen la misma adicción que yo de viajar y se pasan horas viendo fotos e historias de lugares, seguro han visto un millón de postales de esta isla, con sus casitas e iglesias de paredes blancas y techos azules, colgando de los acantilados. Mi consejo, sea donde sea que decidan quedarse es, salgan a caminar, piérdanse por sus calles y encontrarán lugares que parecen sacados de un libro.

La arquitectura y los colores de la isla son únicos!

La arquitectura de esta isla es única, la gente es muy amable, la comida deliciosa y la oferta de alojamientos es amplia y para todos los bolsillos… de verdad es imposible arrepentirse de ir!! Si ya fuiste no dejes de contarme tu impresión y si está en tus planes, no dejes de preguntarme tus dudas!! Espero volver pronto a otras islas que me quedaron en pendiente!

Los característicos burros de Santorini

Los característicos burros de Santorini

Ya les contaré lo que fue planificar este viaje con más detalles, hoy les voy a contar de estos simpáticos animales y de como se convirtieron en una anécdota en mi viaje. No por nada se dice que en la Isla de Santorini habitan mas burros que personas y vaya que es cierto!

    Llegué a Thira, el centro de la isla de Santorini, en avión y decidí alojarme en esta ciudad porque es económica y hay opciones para todos los gustos, en Oía es un poco más costoso. Me interesaba mucho conocer el volcán, y para ello se debía tomar un catamarán. El puerto está bajando el acantilado, ya sea por un camino zigzagueante de 580 peldaños que puede recorrerse a pie o en burro, o tomar el teleférico. Tanto en burro como en teleférico el costo es exactamente el mismo, 5 euros que quisimos ahorrar.

    Decidimos bajar a pie, pensando que el camino, aunque largo, era en bajada y por tanto no tan pesado y ya de vuelta para subir, tomar el teleférico. Leí en varios lugares que bajar caminando tomaba alrededor de 20 a 30 minutos pero que era mejor “bajar con tiempo”, me pareció curioso. El burro no me parecía una opción porque no comparto la explotación de los animales, aunque se les conoce por ser uno de los atractivos más característicos de la isla de Santorini. Estos nobles animales acarrean todo el día gente de arriba a abajo y viceversa, muchos turistas que además vienen con bolsos de los cruceros o con bastante sobrepeso por las comidas dentro de los mismos, para que sobrecargar más a los burros pensé…

      ya caminando empezaron a bajar algunos burros por nuestro lado que se veían como una postal increíble con el acantilado de fondo, luego venían varios más subiendo, escuchábamos el sonido de las campanas que cuelgan de sus cuellos a medida que se iban acercando, primero de a 2 o 3, luego por montones!

Burros de Santorini y acantilado

Qué lindos burritos! que bueno que son pocos!

y así es como bajar a pie a poco andar se convirtió en una casi literal “tragedia griega” a momentos eran muchísimos los burros bajando y subiendo al mismo tiempo, chocando entre ellos, con nada de espacio para quienes intentábamos movernos en alguna dirección por lo que a ratos uno quedaba literalmente aplastado entre los burros y sin posibilidad de huir de los “regalitos” que van dejando en su trayecto. Si bien son animales dóciles, es difícil esquivarlos pues no suben en línea recta, lo hacen en zigzag de tal manera de cansarse menos, por lo que es impredecible adivinar cuando cambian de dirección.

Burros de Santorini

mmm ok, parece que no son pocos! jajaja

     Las vistas de Santorini en el trayecto, son increíbles definitivamente, pero acompañadas del olor a letrina de fondo y hay que decir que desde arriba también hay muy bonitas vistas. La verdad se hizo un poco pesado llegar abajo lleno de pelos de burro y habiendo pisado sus rastros, pesado pero sin duda una aventura para recordar (creo que aún tengo pesadillas con el sonido de esas campanas jajaja).

     Si deciden aventurarse a bajar o subir a pie, les recomiendo ponerse bastante protector solar y usar la misma técnica que usan los burros para cansarse menos, no bajen derecho si no que en zigzag, igual es difícil esquivarlos pero al menos será menos cansador 😛

A %d blogueros les gusta esto: