Cuando pensamos en Reñaca, inmediatamente pensamos en el que es uno de los balnearios más movidos de Chile, epicentro de la fiesta, de los teams de verano, de la playa más apetecida de la Región de Valparaíso, por chilenos y extranjeros, pero ¿sabías que en el corazón de Reñaca se emplaza un hotel cuyo patio es literalmente un bosque, pulmón verde de la zona? Se trata del Hotel Bosque de Reñaca (ex Conference Town), que con un concepto totalmente renovado es el espacio perfecto para desconectarse y reencontrarse.

 

Desde el 7 de enero del 2019 este hotel, que data de 1991, adoptó este nuevo nombre que se alinea de mejor manera con su propuesta de promover el balance y amor por la naturaleza, basándose en los tres pilares fundamentales del servicio, la calma y la sustentabilidad.  Junto con ello, modernizaron sus habitaciones e instalaciones y con Nicole de Viajando Lento, fuimos invitadas a vivir una escapada para conocer la nueva propuesta.

 

Llegamos un viernes por la tarde y tan pronto entramos sentimos la desconexión, me pareció increíble que estando tan cerca del balneario puedas estar inmerso en la naturaleza, sentir el aire del bosque mezclado con la brisa del mar.

 

Nos entregaron nuestra habitación doble amablemente en recepción, donde nos contaron un poco más del hotel, subimos a dejar nuestras cosas y nos encontramos con una habitación espaciosa con 2 camas individuales que parecían comodísimas y con vista al bosque. Me encantó el detalle de encontrar agua, té y café a disposición, cuenta con un frigobar bien equipado (de pago) y un baño sumamente cómodo y claramente remodelado hace poco porque lucía como nuevo.

Detalle a destacar y en que siempre me fijo, las toallas eran de otro nivel, muy esponjosas, de exquisita calidad.

 

Nuestra habitación doble con vista al bosque

Nuestra habitación doble con vista al bosque

 

El hotel cuenta con 84 habitaciones de 4 distintas categorías, la mayoría recientemente remodeladas. Algunas con vista al jardín, otras al bosque, muy cómodas y amplias.

Luego de ponernos cómodas, bajamos al bar por nuestro welcome drink, nos decidimos por un mojito espumante que nos vino perfecto para disfrutar la tarde de verano, en la terraza cercana a la piscina exterior. Un dato no menor, contarles que la piscina exterior se mantiene a 28 grados, por eso los huéspedes pueden disfrutarla aún cuando el sol se esté poniendo.

 

La piscina exterior, las áreas verdes y parte del bosque

La piscina exterior, las áreas verdes y parte del bosque

 

Más tarde fue el turno de probar el restaurant del hotel, el Restaurant Abedul está encabezado hace poco tiempo por el chef Patricio Duvauchelle, quien se involucra de lleno en todo el proceso, participando desde la selección de sus ingredientes en los distintos mercados locales, hasta la ejecución de los platos.

 

La carta del hotel está pronta a ser renovada por él, pero me pareció que tiene, en términos generales,  muy buenos precios comparados con otros restaurantes de la zona, lo que lo convierte en una buena alternativa incluso para quienes viven en la región. El precio promedio de los platos fuertes es de 12 mil pesos chilenos y abundan las alternativas que resaltan los productos del mar, pero también carnes y pastas.

 

También encontrarán opciones para picar en tu tarde de piscina, pizzas, tablas, sandwiches, ideales para matar el hambre a media tarde.

 

Nos fuimos a descansar temprano para disfrutar al máximo el día sábado y debo decirles que para mí, que vivo en el centro mismo de la ciudad, fue una delicia dormir sin el más mínimo ruido de autos, como si estuviera mucho más lejos de lo que realmente estaba.

 

El desayuno es un punto fuerte para mí y me encantó encontrarme con algunas cosas en particular, entre ellas una estación de frutos secos con abundantes almendras, nueces, granola, pasas que constituyen para mi son carta fuerte siempre al desayunar. Además opciones frescas de pastelería abundantes y sabrosas. No pueden perderse los croissants. Otra cosa que amé fue la disponibilidad de jugos frescos para empezar la mañana.

 

Muchísima variedad en el desayuno

Muchísima variedad en el desayuno

 

Bueno chicos tengo que hablarles de una de las cosas que más me gustó del hotel además de la comida y las habitaciones y la tranquilidad: el spa. Inserto en el hotel encontrarán el spa del Bosque, un rincón hecho para el relajo donde encontrarán variedad de tratamientos que llevarán el concepto de relajo a otro nivel. Envolvimientos, exfoliaciones, gran variedad de masajes y un circuito de aguas hermoso que no pueden dejar de probar.

 

La átmosfera de las salas de masajes crea el entorno ideal para el relajo

La atmósfera de las salas de masajes crea el entorno ideal para el relajo

 

Primero disfrutamos el masaje del bosque, que nos demostró que las terapeutas que atienden son realmente experimentadas. En el trabajo sufro mucho de la espalda, trabajo sentada frente a un microscopio y la posición es poco ergonómica y muy estática. Belén, mi terapeuta, reconoció de inmediato las zonas problemáticas y me dejó como nueva, de verdad súper recomendado si planean una escapada al hotel.

 

Como sufro de la espalda es común que en los lugares donde voy pruebe los masajes y spas y les puedo decir que definitivamente este entró al top 5 de los masajes que me he hecho en el mundo!

 

Posteriormente pasamos a probar el circuito e aguas y me encantó, la Nico se relajó tanto que se quedó dormida en el agua literal jajajaja, para que se hagan una idea. Se trata de 3 piscinas con distintas temperaturas de agua que actúan terapéuticamente en nuestro organismo y se siente.

 

Para terminar nuestra escapada hicimos un recorrido para conocer los distintos tipos de habitaciones, los salones para eventos, que están muy bien equipados tanto para eventos de empresas, como para eventos privados tipo matrimonios por ejemplo y almorzamos nuevamente en el Abedul, donde el chef nos sorprendió con algunas alternativas que estaba probando para la cena especial del día de los enamorados.

 

El montaje de un matrimonio y los salones para conferencias empresariales

El montaje de un matrimonio y los salones para conferencias empresariales

 

La otra vez comentaba con una amiga que había ido a un lugar con platos extremadamente caros y que la comida no me parecía inolvidable y aquí me pasó exactamente lo contrario. Precio razonables y platos que, a una semana de la experiencia, no he logrado quitarme de la cabeza. Este fue el caso del tiradito de atún, salmón y locos que era una combinación perfecta entre las texturas de los pescados y el loco que, se partía con tenedor de lo blando que estaba, lo agridulce de la salsa, el picor del rocotto, realmente inolvidable, necesito ese plato en mi vida otra vez jajaja.

 

Luego probamos un chupe de centolla igual de inolvidable, de fondo un risotto del bosque con champiñón, queso de cabra, espárragos al dente y un filete en su punto, con una salsa de vino que le daba un toque perfecto al paladar.

 

Platos absolutamente inolvidables gestados por el chef Patricio Duvauchelle

Platos absolutamente inolvidables gestados por el chef Patricio Duvauchelle

 

Y de postre una trilogía para compartir que se veía tan linda que daba pena comérsela (no se preocupen, nos sacrificamos y lo hicimos).

 

Terminamos nuestra estadía disfrutando la tranquilidad del bosque en las reposeras de la piscina antes de emprender nuestro regreso.

 

Si eres un amante de la playa te tengo una excelente noticia, el Hotel Bosque de Reñaca tiene convenio con La Marquesina, chiringuito ubicado en el sector 3 de la playa de Reñaca, donde además te trasladan de forma gratuita. ¿qué significa esto? que además del traslado, puedes hacer tus consumos ahí y se cargarán de forma automática a la habitación, para que vayas a la playa sin ninguna preocupación más que tu toalla y el bloqueador ¿qué tal?

 

El entorno del bosque es mágico

El entorno del bosque es mágico

 

Me gustó mucho el hotel, lo súper recomiendo para familias con niños, que felices disfrutarán este bosque como patio trasero en verano y para escapadas en pareja el resto del año, las chimeneas en los espacios comunes, el spa y la exquisita gastronomía están perfectos para escapar de la rutina en medio de la naturaleza, pero con todas las comodidades. Para más información te invito a visitar su página oficial.

Los invito también a seguirlos en sus redes sociales, se viene la nueva carta y otras sorpresas que no querrán perderse.

 

  • Esta escapada fue una invitación, sin embargo para escribirles la experiencia de forma imparcial, me fijé que no hubiera diferencias en el trato respecto de los otros huéspedes. Además pedí a un incógnito que se contactara con el hotel previamente, para hacer una reserva y varias preguntas, el tiempo de respuesta fue rápido, amable y con todo el detalle necesario.
Pasaporte sin destino

Suscríbete y recibe lo último de Pasaporte sin destino!

Sé el primero en recibir mis datos viajeros!

Tu suscripción se ha realizado con éxito!

A %d blogueros les gusta esto: